Saltar al contenido

Los remedios caseros más famosos para varices

Los remedios caseros más famosos para varices
4 (80%) 1 vote

Sin duda las varices es uno de los problemas de circulación que más personas padecen. Se trata de dilataciones en las venas provocadas por la mala circulación de la sangre. A pesar de que en la mayoría de las ocasiones se deben a causas de circulación, sí que es cierto que la obesidad, el sedentarismo o estar mucho rato de pie, también pueden llevar a su aparición. Por ello, te contamos diez remedios naturales para poderlas atenuar. ¡Toma nota!




Remedios  caseros para las varices

  1. El ajo. Sí, aunque no te lo creas el ajo tiene un sin fin de propiedades y una de ellas es que ayuda a mejorar la circulación. Puedes incluirlo en tu dieta o hacer una pomada con ajo y un poco de alcohol para aplicarla en la zona afectada.
  2. Aloe vera. Esta planta sirve para prácticamente todo lo que se nos ocurra y por supuesto, también vale para las varices. El mejor modo de aplicarla es impregnándola en una compresa en la zona afectada. Déjala durante toda la noche.
  3. Vinagre de manzana. Basta con que mojes un trapo con vinagre de manzana y lo apliques directamente sobre las varices. También puedes hacer masajes con él sin presionar en la zona afectada.
  4. Pomada a base de zanahoria, vinagre y sábila. Mete todos estos ingredientes en una licuadora y aplícate la crema resultante. Es uno de los tratamientos naturales más eficaces que existen.
  5. Baños. Pon una tinaja con agua suficiente para tapar la parte donde tengas las varices. Añade vinagre de manzana y sumérgelas durante unos minutos mientras das masajes circulares.
  6. Arcilla verde. Une un poco de arcilla verde con agua y unta el resultado sobre tus piernas hasta que se seque. Déjala unos minutos y elimínalo con agua tibia.
  7. Hojas. Este tratamiento requiere de un poco más de preparación pero sus resultados son muy buenos, val e la pena el esfuerzo. Hierve dos litros de agua y pon unas hojas de laural, manzanilla y menta. Una vez la retires el fuego, déjalas reposar cinco minutos en una tinaja y sumerge tus piernas en ella. Puedes poner un poco de bicarbonato para mejorar su eficacia.
  8. Chile. No, no nos hemos vuelto locos. El picante ayuda a descongestionar las venas y por tanto, la sangre circula mucho mejor. Eso sí, no te pases e incluye en tu dieta solo pequeñas cantidades.
  9. Té de corteza de castaño. Te aseguramos que lo puedes encontrar en cualquier herboristería, así que no te preocupes por su nombre. Tan solo tendrás que hervir cincuenta gramos de sus hojas en un litro de agua, hervirlo y tomar inmediatamente después de hacerlo. Es perfecto para mejorar la circulación.
  10. Aceites esenciales. Nuestro consejo es que te realices pequeños masajes antes de acostarte con algún aceite natural. Realiza movimientos circulatorios desde los tobillos hasta los muslos.

Recuerda que estos remedios naturales solamente sirven como prevención o en casos de varices y arañas vasculares muy pequeñas pero que, en caso de ser más graves, deberás acudir a un médico para que te realice un diasnostico y un tratamiento acorde para las varices.